El sueño del cocodrilo

“Cocodrilo”, obra de Ubé.

EL SUEÑO DEL COCODRILO

Le había repetido hasta la saciedad que lo amaba. En el sofá primero, al cobijo de la manta; después, enredados entre las sábanas, en un lecho azul e insensato; más tarde en la bañera, mientras buceaba hasta sus piernas sacando las nalgas a la superficie, como dos glaciares cuaternarios, eso pensó Ariel, de una firmeza enternecedora, sí señor. Entonces le asestó una palmada que la hundió en el agua. Allí el susto le hizo abrir la boca.

Le había repetido hasta la saciedad que lo amaba, incluso después de muerta, cuando tendida en el suelo sus labios dejaron escapar pompas de un jabón traicionero.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s